• Bienvenidos a Ronda Somontano, revista digital del Somontano de Barbastro.
Alto Aragón, Bierge, En portada, Naturaleza

Los bañistas siguen acudiendo al salto de Bierge a pesar de la colocación de señales que prohiben el acceso a la zona

DSC_0677Desde este fin de semana ya está prohibido bañarse en el popular salto de Bierge. Una cuadrilla de la empresa Sarga, que realiza tareas de mantenimiento y vigilancia del parque de la sierra y cañones de Guara, y el alguacil municipal terminaron el viernes de instalar las catorce señales que prohíben el acceso y advierten de los riegos en la zona de baño de la presa hidroeléctrica en el río Alcanadre, de propiedad municipal.

Las señales son dobles, siete de prohibición al acceso y siete de advertencia de la peligrosidad que implica acceder al tramo del cauce comprendido en la toma de la presa. Se han distribuido en los puntos de acceso desde la carretera al camino que lleva a la central de Bierge, en la zona de playa, aparcamiento de acceso al concurrido salto. A partir de ahora, el personal del parque, de la C.H.E., del Ayuntamiento y la Guardia Civil podrán sancionar con multas a las personas que accedan a esta playa de interior.

SaltodeBiergeAlgunas de estas señales ya se colocaron el viernes 17 pero por lo visto los bañistas hacen caso omiso. «El sábado pasado vinieron dos autobuses y a mitad de semana ha venido otro. Si vinieran autobuses y la Guardia Civil regulase su acceso se notaría, pero son gente que acude sin civismo y que deja basura en el lugar», señalaba el alcalde Fernando Campo, que espera que al menos esta medida reduzca la masificación que sufre este idílico paraje.

Precisamente, el viernes la brigada que colocó las últimas señales llenó dos bolsas de basura de los desperdicios de esta semana. Además junto al río, apareció otra bolsa con basura, y algunos desperdicios como latas y vasos en el agua, como consecuencia de la celebración el jueves de San Juan. Incluso algunos bañistas realizaron una barbacoa y escucharon música con volumen alto en sus reproductores, a pesar de las prohibiciones.

Un sábado de verano pueden llegar a acudir unas 600 personas y los domingos se han llegado a contabilizar 1.500 bañistas. El pico más alto se registró el pasado 15 de agosto con la presencia de 1.800 bañistas, según datos facilitados por el parque.

El presidente del parque natural de la Sierra de Guara y además de la Comarca del Somontano, Jaime Facerías, respetaba la decisión.

Previous ArticleNext Article

2 Comments

  1. Me parecen perfectas las medidas adoptadas para salvaguardar ese maravilloso espacio natural.
    Sólo que, si no van acompañadas de fuertes sanciones, se las van a saltar a la torera; como ya está ocurriendo. El Ayuntamiento; la Comarca y el Seprona, deben actuar ya.

  2. Nosotros estuvimos el domingo y lo pasamos muy bien nos parece un lugar precioso pero nos hubiera gustado poder bajar por lo menos hacer fotografías abajo donde las cataratas donde la presa que ahora está cerrado por otro lado toda la gente que estaba alrededor recogimos la basura y la tiramos en los contenedores aunque eso sí ya que hay que pasar con la basura hasta la otra punta habría que hacer algo para no tener que pasar por el agua

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *