• Bienvenidos a Ronda Somontano, revista digital del Somontano de Barbastro.
Barbastro, Deportes

Las mujeres toman de nuevo la calle de Barbastro para luchar contra el cáncer

La VI Carrera de la Mujer reunió a 1.200 participantes
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Si el miércoles el color violeta, que simboliza la lucha feminista, fue el predominante en las calles y plazas de Barbastro, el domingo el relevo lo cogió el rosa que identifica la lucha contra el cáncer. El motivo fue la participación en la VI Carrera de la Mujer que reunió a unas 1.200 mujeres, todo un hito para una localidad como Barbastro como lo definió el presidente del Club Atletismo Barbastro, Fernando Torres, muy satisfecho por el éxito de la convocatoria.

“Siempre hubiera sido mejor llegar a 1.500 que era el tope, pero conseguir movilizar a 1.200 mujeres y recaudar 12.000 euros para la campaña contra el cáncer es muy importante. El primer año nos costó mucho sacar adelante la carrera y en esta edición gracias al apoyo de entidades y empresas como Huguet Hermanos que es nuestro principal patrocinador hemos podido destinar íntegramente todo lo recaudado a la Asociación Contra el Cáncer”, señalaba Torres.

Muy contenta también estaba la presidenta de la AECC del Somontano de Barbastro, María Jesús Morera, porque al final la climatología respetó y el sol lució durante toda la prueba. “Ha salido perfecto. Todo lo recaudado tanto por la carrera como en la venta de nuestro puesto lo destinaremos a una beca a nivel aragonés de la doctora Ana Vigas que investiga la leucemia en los niños”, explicaba.

La carrera comenzaba a las 11.00 tras una emotiva cuenta atrás. Carrera o marcha porque hubo quien se lo tomó como una prueba deportiva y otras en cambio optaron por caminar y disfrutar de un solidario paseo de 4 kilómetros.

La victoria fue para la corredora serrablesa Virginia Sanromán, del Grupo de Montaña de Sabiñánigo. Le siguió una habitual de esta carrera, la atleta del Hinaco Monzón, Raquel Marqués, seguida de Alegría Vargas, del Reto de Correr, también de Monzón.

La ganadora reivindicaba el papel de las deportistas y de las mujeres en general. “Lo bonito de esta carrera es que es popular y que se corre por todas las mujeres que están sufriendo, que nos podemos unir y decir que somos fuertes, valientes, independientes y todo lo que queramos. Y por supuesto que podemos correr, porque muchas veces las deportistas son las grandes olvidadas y el deporte debe contar con las mujeres”.

En el plano más social, la participante más veterana volvió a ser Pilar Grasa, que a sus 91 años, anunciaba que posiblemente la de ayer sea su última participación. “Es una obra muy buena la que estamos haciendo aquí. Al que más o al que menos le afecta, y a mí me afectó mucho por eso lo hago con mucho cariño. He aguantado pero he pegado un bajón del año pasado a este y ya me despido, aunque seguiré colaborando con la causa”, señalaba Pilar.

El premio a la corredora más joven fue para Claudia Poza, nacida en 2006.

El ambiente lúdico y de compromiso marcó toda la jornada con la involucración de colectivos como el Grupo Scout Pyrene que se encargó de repartir el avituallamiento o gimnasios que realizaron calentamientos y estiramientos antes y después de la carrera.

 


  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
Previous ArticleNext Article

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies