• Bienvenidos a Ronda Somontano, revista digital del Somontano de Barbastro.
Huesca, Opinión

Podemos no decide qué máquinas son buenas para la Sanidad pública

Por Héctor Castro Ariño

Ya está bien. No sé si es sectarismo, odio, envidia o una mezcla de todo ello lo que carcome por dentro a los principales dirigentes de Podemos. La penúltima necedad inicua ha sido la generada por Isa Serra, candidata podemita a la Comunidad de Madrid; Irene Montero, portavoz del Grupo Unidos Podemos-En Comú Poden-En Marea en el Congreso de los Diputados; Pablo Echenique, secretario de Organización de Podemos y diputado en el Congreso; y Pablo Iglesias, líder de la formación morada, al manifestar, con unes declaraciones grotescas, su negativa a aceptar para la Sanidad pública las donaciones de Amancio Ortega, máximo accionista de Inditex. Si los líderes de Podemos no quieren ser tratados por las máquinas para combatir el cáncer que dona Amancio Ortega, no tengo nada qué decir, pero no querer que el resto de españoles seamos atendidos con dichos aparatos médicos, en caso de necesitarlo, no es más que una irresponsabilidad egoísta que pudiera llevar a consecuencias funestas a los enfermos.

Podemos ni come ni deja comer. Ya está bien. Isa Serra manifestaba recientemente que “nuestra Sanidad no puede depender de la caridad de los millonarios ni servir a sus intereses”. Además, señalaba que «la sanidad pública no puede aceptar donaciones de Amancio Ortega. Se debe financiar con impuestos. Los mismos que esquiva y elude Inditex. 600 millones en tres años». Pablo Echenique apoyaba a su compañera de filas y dijo que Isa Serra “ha explicado que la sanidad pública no debe sostenerse mediante la caridad voluntaria que blanquea ciertas prácticas empresariales y lava su imagen, sino mediante la eliminación obligatoria de privilegios fiscales a los multimillonarios”. Irene Montero, por su parte, sentenciaba que “ningún supermillonario decide si hay buenas máquinas en la Sanidad pública”. El remate lo puso el líder de Podemos, Pablo Iglesias, proclamando que “una democracia digna no acepta limosnas de multimillonarios para dotar su sistema sanitario, les hace pagar los impuestos que les corresponden y respetar los derechos de sus trabajadores”.

Vamos a ver. Está claro que la Sanidad pública de ningún país puede depender de la caridad de los millonarios, pero eso no quita para aceptar y agradecer cuantas más donaciones mejor. ¿Qué es lo que ha aportado de más a la sociedad Isa Serra que Amancio Ortega? Me gustaría que la candidata de la formación morada a la Comunidad de Madrid explicara en qué ha contribuido ella a la sociedad española para permitirse el lujo de juzgar sobre lo que han aportado otros. Asimismo, la supermillonaria o, cuanto menos, millonaria Irene Montero (propietaria junto con Pablo Iglesias de una vivienda que costó más de 600.000 euros) no es nadie para decidir quiénes pueden hacer donaciones y a qué destinarlas. Cualquier persona es libre de realizar una donación al destino que considere más oportuno. Y lo de Pablo Iglesias, la traca final. ¿Qué es eso de que una democracia digna no acepta limosnas de multimillonarios? ¿Qué quiere decir? No en vano, el partido que dirige Iglesias ha sido financiado por sólidas democracias como Venezuela e Irán. Y lo de “respetar los derechos de sus trabajadores”… ¿Los mismos que respetó el señor Echenique, que fue condenado a pagar una multa por tener a un asistente personal trabajando sin contrato, sin darle de alta en el régimen de la Seguridad Social?

Me parecen obscenas las declaraciones y actitudes de estos líderes de Podemos. Si tienen pruebas de que el señor Amancio Ortega comete irregularidades con el fisco, lo tienen muy fácil, solo tienen que ir a un Juzgado y presentar una denuncia. Si tienen pruebas de que el señor Amancio Ortega explota laboralmente a niños a los que hace trabajar en países del Tercer Mundo, que lo denuncien. No sé a qué esperan, a no ser que no puedan demostrar nada. El sectarismo, el odio y la envidia son una mezcla explosiva, pero “Podemos no decide qué máquinas son buenas para la Sanidad pública”.

 

 

 

Previous ArticleNext Article

3 Comments

  1. Espero y deseo que pronto éstos personajes aprovechados, mentirosos, y tóxicos para todos los ciudadanos de bien desaparezcan del mapa político de toda España, que verguenza de gente.

  2. Muy bien explicado Hector, y por si alguien no entiende el motivo, de por qué Podemos actúa así, se lo aclaro, porque son marxistas , defensores del comunismo que empobrece al pueblo y enriquece a su cúpula y que ya demostró en los paises comunistas que su sistema fue un rotundo fracaso y se cobró 100 millones de muertos. De eso nadie habla.

  3. Tiene toda la razón: quien debe decidir que máquinas son buenas para la sanidad pública es el señor Amancio Ortega, que para eso le hemos votado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *