• Bienvenidos a Ronda Somontano, revista digital del Somontano de Barbastro.
Barbastro, En portada, Sociedad

Juanjo Malo, Ferranquero de Honor de la Peña Ferranca de Barbastro

 Juanjo Malo ha sido elegido Ferranquero de Honor para las próximas Fiestas de Barbastro donde recibirá el nombramiento tras la elección unánime de la Junta Directiva que preside Alfonso Satue. La figura festiva de Ferranquero de Honor data desde el año 1971 en la historia peñista iniciada en el año 1956. Se incorpora al grupo de “ferranqueros selectos” por méritos propios una vez superados los momentos de “susto, sopetón y negarlo todo” pero no oculta el orgullo personal propio de quien se considera “ferranquero de toda la vida” que figura entre quienes hicieron posible “la transición de una etapa a otra desde que entramos en la Junta Directiva en octubre de 1991 con José Antonio Lacoma”.

Hace 28 años asumió su responsabilidad de vicepresidente con José María Simón García en la Junta que incorporó a María José Juste como secretaria por primera vez en la historia ferranquera. Recuerda que “la transición fue tranquila y a partir de entonces tuve ocho presidentes, Gavín, Lacoma, Simón, Yolanda Piniés, Sergio Malo, José Luis Blázquez, Andrés López y Adrián Beroz. En total, estuve 25 años de directivo”.

En el transcurso de un cuarto de siglo, “hice de casi todo porque hubo juntas muy válidas, competentes y fiables gracias al compañerismo que había. De los veteranos, heredamos el altruismo necesario para seguir adelante con rasgos propios de la personalidad forjada en toda la historia. Una de las bases principales fue gastar uno pero ingresar dos y buscarte la vida”. Juanjo Malo forma parte de una familia de peñistas y en Ferranca es el clásico “todoterreno” para fiestas, vaquillas, futbol y entre otras cosas, responsable de la edición anual del periódico “El Ferranquero” con su equipo de colaboradores.

Testigo directo de dos etapas definidas en la trayectoria propia de la Peña más antigua de Barbastro donde prevalecen los aspectos básicos, “somos partidarios de la renovación y así ha sido en diferentes épocas y también de no tocar mucho lo que funciona bien”. Además de su trabajo, la familia y la Ferranca, se caracteriza por su gran afición a la apicultura con experiencia suficiente para manejarlas sin riesgos.

Previous ArticleNext Article

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *