• Bienvenidos a Ronda Somontano, revista digital del Somontano de Barbastro.
Alto Aragón, Huesca

Unas 200 personas protestan en Bastarás por la destrucción de la cueva neolítica de Chaves

Concentración en Bastarás. Foto Manuel Puyuelo.Isabel García Macías. Heraldo de Aragón. Ecologistas, montañeros, arqueólogos, historiadores y otros defensores del patrimonio cultural y natural de la provincia de Huesca se reunieron el domingo en el núcleo deshabitado de Bastarás, en el Parque de Guara, para condenar la destrucción de la cueva de Chaves, uno de los dos yacimiento neolíticos más importantes de España. La gruta, que ha deparado importantes hallazgos y prometía nuevos descubrimientos, ha quedado arrasada. La Fiscalía, a petición de Patrimonio, investiga lo ocurrido.

La cueva está en una finca particular que han pasado por distintas manos y ahora pertenece a la empresa FIMBAS S.A., de la que es dueño el empresario de la minería Victorino Alonso», según afirmó el coordinador de Ecologistas en Acción, Chesús Ferrer. Los asistentes a la concentración denunciaron «la impunidad con la que los propietarios de la finca y del coto de caza donde está la cueva actúan desde hace 35 años».
Los convocantes del acto, Ecologistas en Acción, Amigos del Museo de Huesca y Asociación para la Defensa del Patrimonio Aragonés (Apudepa), se refirieron a la destrucción de la cueva de Chaves como ‘un punto de inflexión’. «Denunciamos este execrable atentado contra nuestro patrimonio y exigimos firmemente que se haga justicia condenando a los responsables autores de este triste y lamentable desatino», recoge el manifiesto leído el domingo.

Cueva de Chaves, donde se encontraba el yacimiento neolítico. Foto S.E.

Marcha y documental

Las asociaciones anunciaron que emprenderán acciones para conseguir que «el interés general prime sobre el particular y desaparezca el vallado de 20 kilómetros que rodea la finca de forma que se recupere el monte y el dominio público viario». Ecologistas en Acción y la Federación Aragonesa de Montaña (FAM) realizarán una marcha senderista por el interior de la zona pública del vallado. También se está rodando un documental para difundir lo ocurrido con el yacimiento y se acudirá como parte en el proceso judicial que la Fiscalía podría abrir por la destrucción de la cueva.
No obstante, los portavoces de los distintos colectivos expresaron su «escasa» confianza en las acciones de las administraciones públicas respecto a lo que ocurre en el coto de Bastarás. Según Ecologistas en Acción, desde 1975 han sido más de 100 las denuncias del Seprona y la Guardia Civil por actuaciones en el coto de caza. «Y durante tres años ha habido obras con máquinas dentro del vallado que han causado destrozos en el parque natural», apuntó Ferrer.
A los convocantes de la concentración se han unido otros colectivos como la FAM, la Asociación de San Martín de Sieso y Chunta Aragonesista e Izquierda Unida.

Previous ArticleNext Article

1 Comment

  1. Es un atentado contra la historía de la humanidad. La cueva de Chaves y su entorno podría haber sido un motor económico para la gente de la zona creando puestos de trabajo que buena falta hace en los tiempos que corren.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *