• Bienvenidos a Ronda Somontano, revista digital del Somontano de Barbastro.
Barbastro, En portada, Sociedad

Los Reyes Magos llevan su ilusión a las residencias, centros asistenciales y al Hospital de Barbastro

Algunos de los residentes del Amparo con los Reyes Magos. JLP.Sus Majestades los Reyes Magos de Oriente y su séquito de pajes reales cumplieron ayer por la mañana con una de sus tareas más «especiales y emotivas», como recordaba el Rey Gaspar durante su visita a los centros asistenciales, asilos y al Hospital de Barbastro.

La visita comenzó a las 9.30 en la residencia del Amparo donde se visitó a los 90 ancianos, algunos postrados en sillas de ruedas o convalecientes en cama para llevarles bombones y darles ilusión en una fecha tan señalada.

Entre aplausos, besos, gritos de alegría y fotografías con Sus Majestades, éstas fueron repartiendo bombones de chocolate para cada residente a cambio de miradas de agradecimiento y cariño.

Melchor, Baltasar y Gaspar con las hermanas del Amparo. JLP.Tras el Amparo, los Reyes Magos acudieron a la residencia de ATADES de discapacitados psíquicos, a la residencia municipal Las Huertas, a las Hermanitas de los Desamparados, a la residencia Somontano y culminaron la visita pasado el mediodía en el Hospital General de Barbastro donde recorrieron todas las habitaciones.

El Rey Gaspar señalaba que junto a sus compañeros es un placer pasar toda la mañana «con esta tercera juventud que tienen como los niños una alegría y un gran corazón». Su Majestad se mostraba sensiblemente emocionado «por el cariño que recibimos de estas personas, que es el mismo que nosotros les damos. Es una emoción muy grande poder visitarlos, al igual que a toda la comarca de Barbastro. Es algo increíble, muy especial».

Melchor reparte bombones en el Amparo. JLP.La responsable de la residencia del Amparo sor María Pilar Llonguera destacaba que la visita de Sus Majestades «es muy esperada» en este centro. «La gente disfruta mucho y eso es muy importante. Los ancianos reaccionan estupendamente porque ellos como todo el mundo quieren que les atiendan, les den cariño, regalos, se vean arropados. Es muy importante crear un clima de compañerismo, fraternidad y alegría», aseguraba la hermana, quien pedía al año que acaba de empezar «paz y que nunca falte un plato en la mesa del hambriento».

Trabajo para todos

Gaspar entrega su regaló. JLP.Tras una dura noche de trabajo «con mucho aire y viento», los Reyes Magos y sus pajes llevaron a todos los hogares de Barbastro y su comarca sus regalos. «Nunca hemos traído carbón a los niños de Barbastro porque no se lo merecen. Los niños se han portado muy bien de maravilla. Algo de carbón en cambio sí que daríamos a los políticos pero a los niños nunca jamás», señalaba.

Ante este nuevo año, tras la visita mágica de Sus Majestades a Barbastro, Gaspar desea «que haya trabajo para aquellos que no tienen».

Previous ArticleNext Article

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *