Alto Aragón, Aragón, Barbastro

El PAR demanda a la DGA un inventario que incluya las consideraciones jurídicas de los bienes que están fuera de Aragón

El portavoz del PAR en las Cortes de Aragón, Alfredo Boné, ha justificado la necesidad de presentar una proposición no de ley sobre el patrimonio histórico-artístico que se encuentra fuera de Aragón, basándose en la «injusticia» que supone que determinadas obras sacras de propiedad de Aragón se encuentren depositadas fuera de «nuestro territorio» y en el problema que entraña «el bloqueo» para que la reivindicada y equitativa devolución a sus legítimos propietarios se lleve a efecto.

En este sentido, el PAR señala que siendo conscientes de la dificultad de la investigación del patrimonio aragonés, que fue vendido y disperso y dada la complejidad que plantea el actual marco jurídico y la evidente interpretación desfavorable que de él se hace para los intereses de Aragón, se hacía necesaria la iniciativa parlamentaria impulsada por esta formación política, más si cabe, según la diputada portavoz de la Comisión de Educación, Universidad, Cultura y Deporte, María Herrero, «teniendo en cuenta las distintas situaciones legales que pueden plantearse en cada caso, el alto número y valor de obras de arte aragonesas que salieron de Aragón en condiciones de ilegalidad y la falta de lealtad demostrada por las instituciones catalanas en relación con el patrimonio aragonés ubicado en Cataluña». Por todo ello, el PAR insta al Gobierno de Aragón a que elabore y presente en el Parlamento aragonés, con la mayor brevedad posible, un completo inventario que incluya las consideraciones jurídicas oportunas acerca de todas las piezas aragonesas conocidas y documentadas que se encuentran fuera del territorio aragonés con el objetivo de que se convierta, como así resalta la iniciativa y el portavoz parlamentario, Alfredo Boné, «en una herramienta clave que clarifique la situación real de cada obra de arte y aporte una visión de conjunto de la problemática, indicando las obras que sean susceptibles de reclamar» y que sirva de base «para identificar y recurrir a las vías legales y administrativas que posibiliten, desde el legítimo derecho de los aragoneses, recuperar su patrimonio histórico-artístico ubicado ilegal o irregularmente fuera de Aragón, así como para procurar su correcta catalogación, conservación, difusión y contextualización histórica».

Antecedentes

El artículo 22.2 del Estatuto de Autonomía de Aragón señala que «los poderes públicos aragoneses desarrollarán las actuaciones necesarias para hacer realidad el regreso a Aragón de todos los bienes integrantes de su patrimonio cultural, histórico y artístico que se encuentran fuera de su territorio».

Por último, el PAR valora que la reciente sentencia del Tribunal Constitucional sobre los bienes del Real Monasterio de Sijena, junto con el litigio abierto para la devolución de las 112 piezas del Museo de Lérida, así como otras reclamaciones y pleitos emprendidos por diversas instituciones aragonesas para el regreso de valiosos elementos del patrimonio histórico-artístico que se encuentran ilegalmente fuera de Aragón, dan muestras, según la diputada María Herrero «de la complejidad jurídica y patrimonial de una cuestión irrenunciable para nuestra Comunidad desde un punto de vista histórico, identitario y cultural».

Previous ArticleNext Article

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.