• Bienvenidos a Ronda Somontano, revista digital del Somontano de Barbastro.
Alto Aragón, Olvena

El alcalde del PSOE de Olvena anuncia que dimitirá en breve por discrepancias con algunos vecinos y su compañero de partido

El alcalde del PSOE Enrique Crespo de la pequeña localidad de Olvena, de cincuenta habitantes censados, ha anunciado que tiene intención de dimitir de su cargo como edil tras estar recibiendo, como asegura, quejas y presiones de un sector de vecinos que en su día le apoyaron para conseguir la alcaldía, así como de su compañero de partido.

Crespo lleva varios días meditando si presentar su dimisión al perder la confianza de su partido y de la asociación de vecinos de Olvena lo que como asegura le impide «ser el alcalde de todo el pueblo. Yo quiero ser el alcalde de todos, no sólo de una parte», explicaba. En declaraciones a este medio ha asegurado que en las próximas semanas presentará su dimisión. «A final de este mes lo más seguro es que me vaya, a pesar de que estoy recibiendo mucho apoyo de los vecinos, y si acaso aguantaré un poco más para dejar Olvena en buenas condiciones», señala.

Otro motivo que lleva a plantearse la dimisión es que a pesar de mantener buenas relaciones con el PSOE comarcal, el partido respalda a su compañero el concejal José María Rami.

Crespo vencía por segundo mandato consecutivo en 2011 al conseguir 29 votos frente a los 12 del PP. El Ayuntamiento lo forman el alcalde, un concejal del PSOE y otro del PP.

Tras haber realizado una buena gestión en el primer mandato en la que se consiguieron fondos de organismo públicos que han contribuido a dinamizar Olvena, en lo que llevamos de segundo mandato, la asociación de vecinos le acusa de realizar «actuaciones y hechos que no son compartidos ni por su compañero y concejal socialista José Maria Rami, ni por de la mayoría de los vecinos pues creemos se está incurriendo presuntamente en graves delitos».

La asociación de vecinos también critica que el alcalde «hace caso omiso a la insistencia del concejal Rami» para tratar estos asuntos y «no le avisa para las reuniones del ayuntamiento y rompe toda clase de relación con él». «En varias ocasiones, compañeros del partido le hemos solicitado reunirnos; estas solicitudes no han sido aceptadas en ningún caso, ni nunca han tenido respuesta. No desea ningún acercamiento», denuncian desde la asociación.

El alcalde desmiente estas acusaciones y asegura estar tranquilo ante posibles investigaciones puesto que como recalca su gestión se ampara en la legalidad y está abalada por la secretaria del Ayuntamiento, así como insiste en que las críticas vienen de un sector minoritario. «Es mentira que yo no les haya dejado el local social porque no me puedo negar a ello porque el local es de todo. Todos los informes que me han pedido de contratación de obras se los he dado y estamos poniendo las cosas en su sitio. Yo no soy malo, soy el mismo. Y la mayoría de vecinos están conmigo y prefieren que Olvena se quede sin Ayuntamiento a que yo me vaya», señala Crespo.

Insiste en que el origen de este mal ambiente que se vive en Olvena se debe a animadversiones que tiene un sector de vecinos que integraba la lista del PSOE y la asociación de vecinos contra el entorno del anterior alcalde José Gudel.

En este contexto, un grupo de vecinos encabezados por Sabina Gudel, hija del anterior alcalde, han recogido medio centenar de firmas entre vecinos, empadronados o personas con vinculación en Olvena para reiterar su apoyo al alcalde y pedir al primer edil que siga al frente del Ayuntamiento.

Por su parte, desde la asociación de vecinos dudan de la autenticidad de esas firmas: «Dicen haber recogido 49 firmas de apoyo, de un total de 53 censados. Esto no es posible porque la mayoría de nuestro grupo como es lógico, no hemos firmado ya que no estamos de acuerdo con la gestión».

Previous ArticleNext Article

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *