• Bienvenidos a Ronda Somontano, revista digital del Somontano de Barbastro.
Alquézar, En portada, Ferias

Gran ambiente en la XIV Feria de Artesanía de Alquézar

Uno de los puestos de la feria. JLP.La villa medieval de Alquézar vivió ayer una intensa jornada de feria con la decimocuarta edición de su mercado artesanal que reunió a cientos de visitantes del Alto Aragón pero también a los turistas que han elegido este privilegiado enclave del Somontano para disfrutar de sus vacaciones.

Fuese por el encanto de la localidad, porque estamos en crisis y todo el mundo desea vender o porque el artesano quiere aprovechar la gran afluencia de turistas en este mes, lo cierto es que esta feria artesana superó las expectativas de sus organizadores, los responsables del Ayuntamiento, Casa Fabián y de la Oficina de Turismo que tomaban el relevo a la asociación El Vivero, que organiza también cada año en Barbastro la popular Feriartesanía. La feria contó con 63 puestos y 84 artesanos, cifras que aún pudieron ser mayores, ya que cuarenta artesanos se quedaron en la lista de espera. Pero los organizadores decidieron que era preferible limitar el número y el espacio para convertir al antiguo reducto musulmán en un gran zoco por el que pasear cómodamente sin aglomeraciones.

Visitantes en la feria. JLP.De los artesanos presentes, 39 acudían por primera vez, lo que habla «del espíritu renovador se ha querido dar a esta feria», como explicaba Olga Grasa, responsable de la Oficina de Turismo.

La mayoría de los expositores procedían del Somontano y el Alto Aragón, pero también hubo artesanos de Bilbao, Tarragona, Barcelona, Castellón, Madrid, … Un total de 26 poblaciones estuvieron representadas en la feria.

El casco urbano de la localidad se convirtió en museo y escaparate al aire libre para muestras de cerámica, bolillos, cestería, esparto, piedra, cucharas, broches, gorros de ganchillo, macramé encerado, muebles antiguos, esculturas, cuadros, juguetes, cuero, ….

Entre las novedades destacaron la incorporación de artesanos dedicados a la alfarería, cuero, patchwork, orfebres, malabares, bordados, diseño textil ,pintura (acuarela y oleos),instrumentos musicales, jabones y aceites esenciales.

Encajeras de Buera. JLP.Las elevadas temperaturas que imperaron durante mañana y primeras horas de la tarde hicieron que muchos visitantes optaran por visitar la feria cuando el sol calentaba menos y hasta la noche. También muchos turistas que están residiendo estos días en Alquézar, visitantes habituales a la colegiata, o los practicantes de descensos de cañones no quisieron perderse esta cita.

Al cierre de la feria, la organización realizaba un satisfactorio balance del certamen. «Quizás no ha sido el aluvión de gente del año pasado, pero ha habido mucho visitante que ha comprado y los artesanos se han marchado contentos. Además la ocupación hostelera ha sido muy buena, sin llegar al lleno, pero elevada», indicaba Grasa.

Previous ArticleNext Article

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *